Breve Historia

 

La Fundación nace oficialmente en marzo de 1999, a partir de la intención de su fundador de legar en vida su biblioteca personal a la Provincia del Chaco. Sin embargo, la idea había comenzado a tomar forma a fines de los años ‘80, durante la vida periodístico-literaria de la revista “Puro Cuento”. Desde entonces, varias voluntades concurrieron para reunir, conservar y ordenar los materiales que quedaron de aquella experiencia. Ya desde 1992 muchos amigos de la revista insistieron en la necesidad de recuperar materiales, archivos, ejemplares perdidos en bodegas y objetos dispersos. A la vez, mientras se incrementaba el acervo de una biblioteca personal cada vez más rica, se planteaba la cuestión de su traslado de Buenos Aires al Chaco, su destino natural y donde se pretende que quede para siempre.
Ya antes de la institucionalización con la figura jurídica y fiscal de una FUNDACION, se comenzó a trabajar en la organización del Foro Internacional por el Fomento del Libro y la Lectura —evento que desde 1996 se lleva a cabo por iniciativa de Mempo Giardinelli y bajo su dirección y que en sus primeras cinco ediciones contó con el auspicio del Rectorado de la Universidad Nacional del Nordeste (UNNE)— y a la vez se comenzó a pensar en la necesidad de constituir un proyecto más grande y abarcativo, con proyección hacia el futuro más allá de la vida de sus miembros.
El éxito de los sucesivos Foros anuales —que congregan a miles de participantes— y su repercusión internacional, se sumó al desarrollo de una gran variedad de actividades educativas y culturales. Desde 1999 adquirió relieve la acción del Centro de Altos Estudios Literarios y Sociales CAELYS-CHACO, y desde comienzos de 2000 empezó a consolidarse también el Programa de Abuelas Cuenta Cuentos, que hoy lleva lecturas y libros a miles de niños chaqueños, en sus propias escuelas.
Las múltiples actividades desarrolladas durante los últimos años consolidaron la presencia activa de la FUNDACION en materia educativa y cultural, en todo el Chaco, y proyectaron a la institución como lo que hoy ya es: uno de los principales actores socioculturales del Nordeste Argentino.